26.1.09



: el futuro no es nuestro,
nueva narrativa latinoamericana



Photobucket


Esta vez no me importa que me acusen de auto-promoción desvergonzada. Al contrario. Este post lo escribo lleno de gusto. Me da mucho orgullo formar parte de este libro. Fui testigo del enorme esfuerzo, del trabajo y la pasión que su coordinador empeñó durante casi dos años para que este libro viera la luz. Sin todos esos elementos conjugados, difícilmente otro antologista hubiera conseguido lo que consiguió Diego Trelles Paz (Lima, 1977): se salió con la suya. Y me da mucho gusto. En el camino, desde que Diego comenzara el proyecto, nos hemos hecho buenos compas. Lo mismo con varios otros y otras de los autores incluidos, como Samanta Schweblin, cuentista sorprendente, y hasta hace poco mi vecina aquí en Oaxaca. Admiro mucho el trabajo de todos los reunidos en estas páginas, desde mi carnal Antonio Ortuño, narrador de poder, hasta Daniel Alarcón, Santiago Roncagliolo, Antonio Ungar, Juan Gabriel Vásquez (que a mi gusto entrega, junto con Ortuño, el mejor cuento del libro), tanto como los portentos de narradores que recién descubrí pero que ahora procuro: Ena Lucía Portela, Santiago Nazarian y Carlos Wynter Melo. En fin, todo este talento nacido en los setenta y reunido por el Diego me hace sentir muy orgulloso y afortunado de formar parte de este grupo (aunque lo mío más bien nomás no da el ancho). ¡Felicidades, Diego!

Ésta que ven aquí es la edición de Eterna Cadencia, una editorial independiente de Argentina que ha comenzado con el pie derecho. Pero la idea es que este libro será editado en cada país de América Latina por una casa editora local, lo que ayudará a lograr eso que con los grandes corporativos editoriales nunca le sucede a uno: que lo lean en otros países de Latinoamérica.



Mi futuro, tu futuro, el futuro

"Alejados del lugar común que señala que el futuro pertenece a los más jóvenes, los autores de El futuro no es nuestro, nacidos entre 1970 y 1980, contribuyen con sus relatos a una antología que reúne a los escritores más destacados de nuestro continente. Asumiendo con madurez esa premisa, los cuentos aquí reunidos recorren un universo narrativo vastísimo -en el que nada de lo que el mundo pueda ofrecer resulta ajeno- para apropiarse de esa cultura del mestizaje, de la inmigración, de la mezcla que es propia de América Latina como de ningún otro continente. Despojados de ese futuro entendido como esperanza, el único futuro que en verdad les pertenece es el literario.

Autores: Oliverio Coelho y Samanta Schweblin (Argentina), Giovanna Rivero (Bolivia), Santiago Nazarian (Brasil), Juan Gabriel Vásquez y Antonio Ungar (Colombia), Ena Lucía Portela (Cuba), Lina Meruane y Andrea Jeftanovic (Chile), Ronald Flores (Guatemala), Tryno Maldonado y Antonio Ortuño (México), María del Carmen Pérez Cuadra (Nicaragua), Carlos Wynter Melo (Panamá), Daniel Alarcón y Santiago Roncagliolo (Perú), Yolanda Arroyo Pizarro (Puerto Rico), Ariadna Vásquez (República Dominicana), Ignacio Alcuri (Uruguay) y Slavko Zupcic (Venezuela).

Diego Trelles Paz reúne a veinte escritores latinoamericanos nacidos entre 1970 y 1980 en una antología que no solo ofrece una panorámica de la producción literaria actual en la región, sino que da cuenta de una “forma de afrontar el acto de la escritura” de un grupo de autores nacidos poco después de mayo del 68, educados en su mayoría en el marco de dictaduras militares, testigos de sucesos como la caída del muro de Berlín, la represión militar, el derrumbe de las Torres Gemelas, las invasiones a Irak, la aparición de Internet…

Inmersos en una suerte de disgregación germinal, alejados de la concepción de novela total, estos narradores no buscan ser fieles a la historia de un país o legitimar un origen que ya no resulta vital. Ni raíces ni tradiciones limitan el pacto con la ficción, dice Trelles Paz.

Una brillante selección de talentos que retrata la diversidad pero también las analogías de una América latina desencantada que se cuela en los mundos íntimos y estalla en relatos."